Síguenos en

Ingreso Miembros AMA

Ingrese aquí con su nombre de usuario y contraseña.
Exclusivo para miembros AMA

ingresar a EAMB (PH)

Boton-Correo-AMA

El silencioso dolor neuropatico

Dra. Ángela María Gómez
Neuróloga

EL-SILENCIOSO-DOLOR-NEUROPATICO-LARGE

El Dolor Neuropático es una sensación dolorosa que se produce debido a daño o deficiencia funcional de los nervios. Este tipo de dolor puede durar un tiempo largo, señala la Dra. Ángela María Gómez, Neuróloga de la Asociación Médica de los Andes.

Se trata de un dolor cuyo origen es periférico del sistema nervioso central y tiene características definidas y muy específicas.

En este caso el paciente presenta la sensación de corrientazos, quemazón o ardor en la piel. Es como una descarga eléctrica, un hormigueo o el adormecimiento de los miembros superiores o inferiores.

Este es un dolor muy fuerte e intenso y algunas personas tienen la sensación de prurito y el frío les molesta.

Se puede presentar por daño físico, exposición a químicos, si el nervio no recibe los nutrientes necesarios, una infección severa o cuando el sistema inmunitario ataca los nervios. Las personas tienen ciertas características que hacen que se perpetúe el dolor y no se mejoren.

El Dolor Neuropático daña los nervios periféricos. Hay enfermedades del sistema nervioso central. Como la esclerosis, que empeoran este dolor. Las lesiones en el cerebro pueden producir este tipo de dolor.

Actualmente esta afección se trata con medicamentos que bloquean los neurotransmisores. Es muy importante la terapia física y los programas especiales de fisioterapia para mejorar la calidad de vida del paciente.

Cuando el paciente tiene los síntomas de este tipo de dolor, debe acudir directamente al Neurólogo y él es quien elige cuál es tratamiento más indicado.

Los diabéticos tienen un tipo de dolor que puede ser neuropatía dolorosa. El diabético tiene su dieta especial y este tipo de dolor se controla, pero no se quita.

Hay infinidad de causas: virus, las lesiones del sistema nervioso central que producen un infarto en el tálamo y el paciente queda con el dolor. Cuando es de origen periférico, como el causado por una fractura, esa es la causa.

Hay enfermedades como el lupus en las que muchos nervios se dañan. Es como un síntoma de algo que hay que buscar. Puede ser producido también por la falla del riñón.

Para diagnosticar esta afección se hacen exámenes de sangre y estudio de los nervios periféricos para tratar de definir el tipo de neuropatía que padece el paciente, señala la Dra. Ángela Gómez.

Hay pacientes en los que se producen muchos edemas, calor, pacientes que se fracturan y empiezan a hacer la neuropatía dolorosa y ellos van mejorando. Otros desafortunadamente se quedan incapacitados de por vida y los nervios empiezan a atrofiarse.

Este tipo de dolor crónico es tratado por el neurólogo, la clínica del dolor o el psiquiatra

Finalmente señala la Dra. Ángela María, lo importante es que el dolor no nos debe controlar, sino nosotros debemos controlar el dolor.

desarrollado por webSolutions.com.co